FOTO: EFE.

El fiscal José Domingo Pérez, del Equipo Especial Lava Jato, abrió una nueva investigación contra la candidata presidencial Keiko Fujimori y el partido político Fuerza Popular por el supuesto delito de lavado de activos, como consecuencia de la difusión de los audios de Vladimiro Montesinos.

La indagación preliminar tendrá un plazo máximo de 36 meses, “sin perjuicio de culminarse antes de este plazo”.

Pérez ha dispuesto, además, requerir a la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) un informe en torno a las presuntas operaciones sospechosas vinculadas a Fujimori Higuchi y FP.

En la disposición fiscal se han incluido los audios -difundidos por Fernando Olivera- de Montesinos, quien conversa con Pedro Rejas, para que este se contacte con Guillermo Sendón, a fin de tener llegada al Jurado de Nacional de Elecciones y perpetrar así un fraude electoral.

En una reunión entre Rejas y Sendón, este último asegura que el magistrado Luis Arce Córdova pediría hasta 3 millones de dólares para que el pleno del JNE falle a favor en los expedientes sobre las solicitudes de anulación de actas presentadas por Fuerza Popular.

Para conseguir este dinero, el exasesor presidencial sostiene, en otra conversación con Pedro Rejas, que se debería pedir ayudar a diversos empresarios, como Dionisio Romero o Rafael López Aliaga.

Recordemos que Keiko Fujimori ha sido acusada por lavado de activos, organización criminal, entre otros presumibles delitos, por el caso de aportes irregulares de Odebrecht y otras fuentes a sus campañas electorales del 2011 y 2016.