Francisco Tudela: “América Latina está en un conflicto político de mayor envergadura que en la Guerra Fría”.

431

Los conductores de ‘Rey con Barba y Tudela’ coincidieron en que la situación de Evo Morales se complicó por la falta de apoyo de las Fuerzas Armadas bolivianas.

Rafael Rey comparó la actuación de las Fuerzas Armadas bolivianas con las del Perú. “En el Perú las Fuerzas Armadas, han bajado la cabeza frente al golpe de Estado, a diferencia de Bolivia que han respetado la Constitución. Los comandantes de las Fuerzas Armadas no están sujetos al Jefe Supremo, están sujetos a la Constitución”.

Entre tanto, Francisco Tudela manifestó que la situación del renunciante presidente boliviano Evo Morales es complicada. “México le ha ofrecido asilo diplomático. Han sido cuatro semanas de protestas. La policía hace una semana se unió a la protesta”.

“Lo que es interesante es que el Grupo de Puebla, reunido en Buenos Aires, han mostrado su preocupación por lo que está pasando en Bolivia, se han solidarizado con Evo Morales, han culpado a los Estados Unidos, al fascismo. Lo que hay en Bolivia es una protesta inmensa, que ha provocado que Evo se refugie en su bastión cocalero del Chapare”, agregó Tudela.

El excanciller señaló, en el programa de Willax Televisión, que “en América Latina estamos en un conflicto político de mayor envergadura que en la Guerra fría. Han escindido al continente con estos métodos populistas, sin mostrar sus verdaderas intenciones”.

José Barba, a su turno, manifestó que “aquí decían que la OEA debía intervenir. Los bolivianos dijeron que la OEA no sirve para nada y que ellos se iban a ocupar. Tenían razón, porque de alguna manera la OEA avaló la elección de Evo”.

“Todos los rojos dicen que repudian el golpe de Estado en Bolivia, cuando el primer golpe lo dio Evo contra Sánchez de Lozada. Luego otro golpe se dio cuando en el referéndum Bolivia le dijo no a Evo para un cuarto mandato, pero el Tribunal Electoral dijo que sí podía ser candidato, porque se estaba violando su derecho. Y luego hubo otro golpe cuando se detuvo el conteo de votos para acomodar el resultado. Esto es un acto de legítima defensa de los bolivianos. En todo caso es un contra golpe”, añadió Barba.