Defensoría: “Es legítimo limitar derechos y libertades para garantizar la salud colectiva”

Defensoría del Pueblo
Defensoría del Pueblo

La adjunta para la administración estatal de la Defensoría del Pueblo, Alicia Abanto, desestimó los cuestionamientos sobre la restricciones para los no vacunados.

“Es legítimo, es necesario, es válido limitar los derechos y las libertades para poder garantizar que toda la sociedad pueda tener niveles de salud adecuados para el desarrollo de nuestras vidas y de nuestro país”, dijo en diálogo con RPP.

“El derecho a la salud también implica obligaciones de las personas. Por ejemplo, el uso obligatorio de la mascarilla y una serie de restricciones a los derechos que se imponen todo el tiempo para garantizar la salud pública. Antes de la pandemia ya se han establecido múltiples limitaciones a los derechos como no fumar en espacios cerrados o limitar la velocidad en las vías”, agregó.

PUEDES VER | COVID-19: Minsa evalúa muerte civil para no vacunados 

En ese sentido, reiteró que “las limitaciones a las libertades son necesarias para garantizar la salud colectiva”.

“No hay forma de garantizar la salud individual si no hay una garantía de la salud colectiva. Todos los derechos tienen límites para propiciar el bien común y en este caso la propia Constitución señala que es deber de toda persona contribuir a la defensa de la salud, no solamente es un derecho que el Estado debe proteger, sino también las leyes establecen obligaciones de las personas de garantizar la salud pública”, precisó.

PUEDES VER | Héctor Garavito Farro fue designado como nuevo jefe del Seguro Integral de Salud