El mencionado iceberg, llamado A68, alcanza los 160 kilómetros de largo y 48 de ancho, el cual se logró desprender en julio de 2017 de la plataforma glaciar Larsen C.| Foto: Difusión
Debido a esta situación, el iceberg podría variar el ecosistema de los fondos marinos, los cuales podrían tardar décadas o hasta siglos en normalizarse.

Preocupante. El más grande iceberg del mundo podría llegar a situarse frente a la isla de Georgia del Sur, en el Atlántico, lugar que sirve de refugio de miles de pingüinos y focas los cuales ya no podrían alimentarse correctamente, advierten los científicos.

Señalan que el calentamiento global sería una de las principales razones de este fenómeno, originando consecuencias que podrían resultar devastadoras para el hábitat de diversas especies en Georgia del Sur, administrada por Reino Unido.

El mencionado iceberg, llamado A68, alcanza los 160 kilómetros de largo y 48 de anoche, el cual se logró desprender en julio de 2017 de la plataforma glaciar Larsen C, al lado de la Península Antártica.

“La probabilidad de una colisión es de 50/50”, indica Andre Fleming del British Antarctic Survey.

Cabe mencionar que miles de pingüinos reales viven en esta zona, junto con focas, albatroces errantes y aulladores. Si es que el Iceberg llega a acercarse a la isla, este podría afectar la capacidad de los animales para alimentar a sus crías.

“El número de pingüinos podría reducirse fuertemente”, indica Geraint Tarling, del British Antarctic Survey, agregando que debido a esta situación podría variar el ecosistema de los fondos marinos, los cuales podrían tardar décadas o hasta siglos en normalizarse.

No obstante, según mencionó Geraint Tarling, “este iceberg acumuló durante centenares de años muchos nutrientes y polvos, que son liberados poco a poco y fertilizan los océanos”.

Fuente: AFP