Viaducto y estación del tren eléctrico en SJL pueden colapsar

496
tren electrico

Viviendas que estuvieron sumergidas en aguas servidas también presentan daños y son un peligro mientras no se reparen estructuralmente.

Durante los últimos días ‘Primer Plano’ ha advertido, luego de consultar con expertos, sobre el peligro que implica mantener funcionando el tren eléctrico. Y es que como lo han mencionado los especialistas, las estructuras del viaducto y de la estación del Metro de Lima, podrían hundirse, cómo ya está sucediendo con una de las escaleras de emergencia de la Estación Pirámide del Sol, hasta ahora la más afectada por la inundación de aguas servidas.

Sin embargo, las autoridades y políticos creen que la emergencia ya terminó y se niegan a ordenar la paralización del servicio de transporte para una revisión de la infraestructura. Funcionarios de Sedapal, de la Autoridad Autónoma del Tren Eléctrico, así como el Ministro de Vivienda, acudieron al Congreso para explicar la situación.

Carlos Ugaz, Director de la Autoridad Autónoma del Tren Eléctrico, aseguró que “el tren no va a colapsar. Hay que esperar el resultado de las investigaciones. No hay necesidad de parar, pues no hay asentamiento de las columnas, excepto en una de una de las escaleras de emergencia, que se ha logrado detener y está siendo monitoreada”.

Por su parte el Presidente de Sedapal, Jorge Bustamante dijo no saber el nombre de la supervisora que dio el visto bueno a la obra y negó que hubiera algún problema de infraestructura. “En este momento no tengo el dato de quien supervisó la obra. No hay problema con la infraestructura de agua y desagüe en San juan de Lurigancho. Por otra parte, la gente que solicitó su traslado, ha sido instalada en hoteles, hay otro grupo que ha preferido estar cerca de sus viviendas y están en carpa y hay un tercer grupo que no han querido dejar sus casas”.

Estas declaraciones son contrarias a lo que sugieren los expertos (ingenieros, geógrafos, médicos, arquitectos) consultados por ‘Primer Plano’, quienes aconsejan paralizar el servicio de transporte y evacuar a las personas que viven en la zona.

Finalmente, al ser interrogado el Ministro de Vivienda, Javier Piqué, no hubo respuesta alguna de su parte. Simplemente ignoró las preguntas.

Mientras eso sucedía en el Congreso, los vecinos afectados por la inundación se quejaban que la aseguradora quería darles una indemnización sin haber enviado peritos, para tazar sus pérdidas y evaluar los daños provocados a sus viviendas. Solo llegó una comisión técnica del Colegio de Ingenieros. “Ahora todo sigue húmedo y se ven daños estructurales superficiales, principalmente en acabados. Esto recién va a secar en unos dos o tres meses y sabremos cuales son los daños”, dijo el encargado del grupo.

Mientras tanto, el Alcalde de Lima, Jorge Muñoz, reclamó que se realice “un análisis estructural para evaluar los daños en las viviendas. Que esto sirva para que de una vez la Municipalidad de Lima tenga un lugar en el directorio de Sedapal, ya que muchas veces somos los intermediarios de las quejas de los vecinos contra Sedapal”.