Antero Flores Aráoz: “Es fácil ser ingeniero demoledor, pero es difícil ser ingeniero constructor”

244

Antero Flores Aráoz, abogado y analista político, ex ministro de defensa y ex congresista, reconoció, durante una entrevista en ‘Combutters’, que no entiende la confrontación que aviva las llamas de la crisis política que vive el país. “Cada día entiendo menos lo que pasa. Para que siguen saliendo abogados de las universidades, si lo que necesitamos son psiquiatras. No entiendo la confrontación. Se disparan, pero las balas nos caen a nosotros que estamos en el medio. Lo que yo veo es una conflictividad social, a la que se le ha echado encima la política. Es como juntar el fuego con la pólvora, y esto se agrava porque no hay intención de solucionar”.

“Tenemos dos crisis en este momento, política y social, pero no se soluciona ninguna, no hay ánimo en el Ejecutivo para hacerlo. Por estar pechando y pidiendo rapidez al Congreso, tenemos una reforma mal hecha y una Junta Nacional de Justicia que no se puede nombrar y por eso no se pueden nombrar ni ratificar jueces y fiscales”, sentenció el jurista.

Sobre la acusación de obstruccionismo, con la que el Ejecutivo señala al Congreso, Flores Aráoz dijo que “el no estar de acuerdo con las medidas que se te proponen, no es obstrucción. En el Congreso se les ha aprobado presupuestos, facultades legislativas”.

Respecto a los conflictos sociales y las protestas en contra de la minería en el sur del país, el ex ministro manifestó, en el programa de Willax Televisión, que “vemos como se cometen delitos, cómo bloquear carreteras, interrumpir el paso de la gente, y aquí no pasa nada. Para los ministros estamos en el País de las Maravillas. Uno de ellos decía, ante el pleno del Congreso, que las exportaciones detenidas en Matarani no se pierden. ¿Cómo va a decir que las protestas no afectan a la economía?”

“Hay muchos tipos de poder, político, religioso, económico. El poder político es para beneficio de la población, procurar su bienestar. Hay que terminar con esta confrontación, los que la sufrimos somos nosotros. Es muy fácil ser ingeniero demoledor, y es difícil ser ingeniero constructor; y lo que necesitamos es construir el país”, sentenció Flores Araoz.